La TRASMED de MORACE da la batalla del pasaje



 "Personal antipático y desagradable, buque sucio, incómodo con butacas rotas e incómodas. La luz del techo parecen puestas para interrogarte!! Si podéis elegir, Balearia y butaca Neptuno, sin duda"; "No hay calificativo para el buque Ciudad de Palma. No entiendo como una compañía como esta en una linea que cubre dos ciudades importantes (Barcelona-Palma) es capaz de martirizar a sus pasajeros de esta manera. El buque da verdadera pena".

Estas dos precedentes opiniones están publicadas en Tripadvisor en los últimos meses y reflejan una realidad: la degeneración del servicio ofrecido por ARMAS en sus últimos meses en Baleares y la lógica impotencia de TRASMED-GRIMALDI de enderezar la situación solo aterrizar.

Pero el objetivo de ETTORE MORACE es dar, también, la batalla del pasaje. Y ya ha comenzado a la espera de que los buques pasen por astilleros italianos para reformar sus interiores. Limpieza a fondo, dotación de suministros de hostelería y dignificación de la comida a bordo han sido las primeras actuaciones.

"Quedé sorprendido; el camarote olía a limpio y la ropa de cama era nueva con un toque nórdico", relata un pasajero habitual al describir su última experiencia en un barco TRASMED. "Ya no hará falta esquivar los barcos de la Tras", sentencia".

Ha habido mucha presión por parte de la nueva dirección con los servicios a bordo "y hemos sacado mucha mierda", sentencia un miembro de una de las tripulaciones que había sufrido la decadencia de ARMAS; "era horrible; el pasaje se quejaba y algunos se encaraban sin que nosotros no pudiéramos darles repuesta", agrega.

Y, obviamente, cuando se habla de atención al pasaje en el tráfico con Baleares la remisión a la atención que se presta a los transportistas es esencial, pues ellos son los protagonistas muchos meses al año. "Si me dan espaguetis, que sean buenos", exclama unos de esos camioneros que al cabo del año duermen más días en un camarote que en la cama de su caso.

Mientras, desde la cúpula de TRASMED advierte: "habrá novedades antes del próximo verano y la batalla del pasaje la vamos a ganar". La botella de cava fue la primera, no muy afortunada, idea de MORACE; pero por algo se empieza.


Comentarios