Las navieras se preparan para romper la inercia de sus horarios


Los departamentos de carga de las tres navieras que operan servicios ferry con Baleares (BALEÀRIA, TRASMED y GNV) sondean a sus principales clientes para determinar cual sería su posición ante eventuales cambios de los horarios tradicionales (salidas de la Península alrededor de las 22:00 horas, llegadas a las islas a primerísima hora y salida de retorno a las 10:00 horas).

Dos son los motivos de esta prospección del mercado de carga: la necesidad de ofrecer ventajas competitivas respecto a la competencia y la posibilidad de que, en los próximos meses, las respectivas autoridades portuarias quieran acabar con el "festival" que supone la operación cuasi simultánea de los distintos ferrys que cubren el servicios con las islas.

Hasta ahora se daba por hecho que los horarios tradicionales eran los idóneos para los grandes cargadores. Pero primero BALEÀRIA con su llegada a Mallorca por Alcudia en torno a las 03:00 horas y después GNV con sus escarceos de ofrecer alternativas a los horarios "por defecto" hacen que las navieras se replanteen las cosas. Porque los cargadores no parecen tan rígidos en cuanto a horarios como lo están las navieras.

"No fuera que a nuestra competencia se le forzase por parte del puerto a cambiar de horario y resultase que ello se convirtiese en una ventaja competitiva", escribió a este blog un comercial de carga de una de las navieras.

En todo caso, esta fuente confirmó que las direcciones de las navieras tienen sus dudas respecto a las consecuencias de la "movida" de horarios que se avecina. "Y con otra consecuencia: que si los horarios se diversifican, los clientes prefieran alternar navieras para sus travesías de ida y vuelta; y a ello habrá que dar respuesta, ya que a algunos clientes les interesará abreviar su estancia en las islas y a otros prolongarla un par de horas. Porque a más horarios, más posibilidades de elección", sentenció esta fuente,

Comentarios