La guerra de Ucrania diezma las tripulaciones de los ferrys


Faltan (buenos) marinos y la guerra de Ucrania lo ha acabado de complicar. Cientos, sino miles, de marinos enrolados en buques que operan en la Unión Europea han pedido la cuenta, una excedencia o acumular vacaciones y han regresado a su país para coger las armas. BALEÀRIA, GNV y TRASMED sufren estas "deserciones".

A ello se suma la ya inminente apertura de los tráficos con Marruecos, que supondrá la puesta en operación de nuevos barcos en un escenario que, por las constantes maniobras, requiere un elevado número de marinos.

Fuentes del sector describen al profesional ucraniano: formado, responsable... y que se adapta a condiciones salariales y laborales que otros rechazan, debido al diferente nivel económico de Ucrania en relación a los países de la UE. La formación permite ver a marinos ucranianos en puestos de alta especialización en los buques.

El devenir de la guerra de Ucrania hace que la incógnita sobre eventuales nuevas "deserciones" de marinos ucranianos para ir a tomar las armas se mantenga. Mientras, compañeros y empresas navieras protagonizan acciones solidarias para con Ucrania, entre otras cosas, para que los ucranianos enrolados en buques que operan en la UU sigan embarcados.

Comentarios