TRASMED alivia a GNV con nuevos cargadores que "descubren" la naviera

 


TRASMED -voluntaria o involuntariamente- está provocando que pequeños y medianos cargadores "descubran" GNV. La falta de capacidad de TRASMED para atender la demanda ha provocado que TRASMED desvíe carga a GNV y que muchos de los clientes "desviados" se planteen dejar de embarcar con TRASMED y hacerlo con GNV.

Hasta ahora, GNV era el "patito feo" de la carga (y también del pasaje). Una política errática de horarios y destinos hizo que no fuese tenida en cuenta por los transportistas mientas los buques de la filial ferry del grupo naviero de los APONTE transporta, básicamente, aire en sus bodegas. TRASMED, desde su falta de capacidad para dar respuesta, está "blanqueando" a GNV entre los cargadores.

"No es que vayan llenos, ni mucho menos, pero ahora los barcos de GNV transportan lo que les envía TRASMED, que falla en capacidad y, sobre todo, en días de servicio", aseguran fuentes portuarias. Los problemas de TRASMED para dar respuesta a los picos de demanda se multiplicaron, especialmente, desde que CIUDAD DE ALCUDIA está amarrado en Valencia por avería mientras el resto de su flota tiene que ir pasando por astilleros en Italia.

Entre las empresas de transportes, muy golpeadas económicamente por los precios disparados del combustibles, las hay morosas de las navieras, que les reclaman pagos atrasados para embarcar. El hecho de que haya tres navieras favorece que algunas de estas empresas de transporte en precarias situación económica "trampeen" como pueden alternando sus embarques entre navieras.

Mientras, desde BALEÀRIA se observan con indiferencia los trasiegos entre las dos navieras italianas. La compañía de Denia es la única que ofrece servicios diarios a las cuatros islas desde Valencia y Barcelona, además de interinsulares, con barcos propios, lo que es especialmente apreciado por los grandes cargadores logísticos y grandes empresas de la distribución.

Comentarios