BALEÀRIA modificó un fallo de diseño de sus ECO’s tras un accidente

Faltaban dos minutos para las 21:30 del día 6 de octubre de 2020; negra noche. El buque ECO LUX de BALEÀRIA toca fondo en Castaví y se agrieta el patín de estribor del buque; en menos de 1 minuto la nave se queda sin control de la propulsión pese a que el motor de babor estaba arrancado. Esto se desvela en el Informe CIAIM-11/2022, que en sus conclusiones es taxativo: el diseño del buque era ineficiente y ello hizo que se perdiera el control de la propulsión y de la planta eléctrica de babor al inundarse el casco de estribor.
El armador -BALEÀRIA- ya ha corregido el diseño instalando un sistema para independizar los cuadros de control de ambas cámaras de máquinas; y lo ha hecho en todos los ECO’s, buques construidos en GONDAN; significativamente, la reparación del ECO LUX se llevó a cabo en DRASSANES DALMAU, de Arenys de Mar, donde no se ha construido ninguno de los buques de BALEÀRIA.
Por lo demás, el informe no aporta novedades: exceso de confianza del capitán al pasar por el Este de Castaví con el objetivo de mitigar el balanceo, algo que -según el informe- han dejado de hacer las embarcaciones que cubren la ruta regular entre Eivissa y Formentera.
Pese a ese “exceso de confianza”, el capitán sale bien parado por su actuación posterior y BALEÀRIA exculpada cualquier de posible irregularidad.

Comentarios